domingo, 25 de noviembre de 2007

El escándalo de Targuist sigue en Internet

¿Cómo llegaron las imágenes del escándalo de la corrupción policial a You Tube?... donde aparecen grabadas varias cintas por un autor anóninimo, cintas que, ya han dado la vuelta al mundo, sus desafortunados protagonistas,son unos miembros de la gendarmaría marroquí en la zona rifeña cerca de Targuist, una pequeña ciudad aislada entre las montañas y sin importancia, pero sorprendentemente, entre ayer y hoy, ha vuelto a ser famosa tras las informaciones difundidas acerca de "los episodios de la corrupción que llegaron- y no cesan de llegar- a los sitios y las páginas web durante los últimos meses", Targuist ya es más célibre que las demás ciudades del norte, por haber sido el lugar de las desgraciadas escenas inmortalizadas en Internet por un joven armado sólo con una pequeña videocámara.

A mediados de este mes de noviembre, un reportero, Zakia Abdennebi, de la agencia británica de noticias llegó a AL HOCEIMA, ciudad sobre el mediterráneo, desde aquellos lugares perdidos y olvidados en el norte de Marruecos nos informó sobre el franco tirador de Targuist, ya famoso en Inrenet, mediante las cortas cintas o vídeos You Tube que llegó a publicar para protestar de esa forma y luchar contra la corrupción. (A.D)


Zakia Abdennebi escribe: “Armado con una pequeña videocámara, un joven marroquíha aprovechado el poder de Internet para dejar al descubierto el escándalo de la corrupción policial en su zona.

Agazapado en una colina sobre una carretera en el norte del país, donde abunda el cultivo de cannabis, el "francotirador de Targuist" ha filmado a varios policías de tráfico durante horas mientras paran a casi todos los vehículos que pasan y ponen la mano para que les den un soborno.

Ninguno de los conductores parece quejarse. De hecho, los gendarmes sonríen y estrechan la mano de sus víctimas antes de indicarles que continúen su camino. Pero al espectador le quedan pocas dudas de lo que ha pasado. El "francotirador" ha escogido el anonimato de Internet ante el temor a represalias de las autoridades locales.

Inesperadamente para él, el vídeo ha atraído a decenas de miles de espectadores en todo el mundo y le ha convertido en un héroe entre los humillados marroquíes, hartos de pagar sobornos a los funcionarios para evitar una multa o para obtener documentos oficiales, atención médica o justicia.

"Coged vuestra cámara, queridos marroquíes", dice un comentarista en YouTube que se identifica como Youyoubes. "Escenas como estas las puedes encontrar en cualquier esquina. Desgraciadamente, no hay un francotirador en cada casa".

En una entrevista con Reuters, el "francotirador" asegura que sus vídeos han enviado un mensaje claro a los marroquíes: "Luchar contra la corrupción es el deber de la juventud marroquí antes de que el Gobierno reúna la voluntad de eliminarla (...), incluso con las herramientas rudimentarias que tenga".

Los grupos de derechos humanos temen que la policía le arreste si le identifican. El importante abogado Abderrahim al Jamai dijo que teme que le presionen para "confesar" que fabricó los vídeos.

La Asociación Marroquí de Derechos Humanos criticó a la policía por buscarle, y dijo que un número sin especificar de jóvenes de la localidad natal del autor del vídeo, Targuist, fueron arrestados por los agentes.

No hubo responsables del Gobierno disponibles para hacer comentarios.
El "francotirador" dijo que la corrupción es especialmente persistente en su región montañosa de Hoceima, donde muchos agricultores plantan cannabis y se ha convertido en una industria paralela.

Pero quiso matizar que no todos los policías en la zona son corruptos, y que deberían tener sueldos dignos que les apartasen de la tentación.
Tres abogados de la cercana ciudad de Tetuán fueron expulsados del colegio de abogados en marzo por denunciar públicamente los sobornos en el sistema judicial."

Comparte esta noticia
Digg!