domingo, 29 de marzo de 2009

La circuncisión... ¿tiene beneficios?

La circuncisión puede reducir o frenar la transmisión de las enfermedades a las mujeres

Desde la más remota antigüedad y sobre todo porque formaba parte de ciertas culturas y credos, los pueblos siempre atribuyeron ciertos desconocidos beneficios a su práctica. A mi conocer las grandes religiones monoteístas mandan la circuncissión de los niños varones para converirtirse en futuros creyentes,  en el Judaísmo y el Islam es obligatorio la práctica de la circuncisión de varones como forma de bautizar... Más allá de la fe quizás existen otras razones de salud  o de higiene… y sin entrar en polémicas, por ejemplo, ¿por qué otros pueblos y religiones no dieron ni dan  importancia a esa práctica ancestral que hoy resulta que no carece de ciertos beneficios?

Es muy probable que en aquellos tiempos sólo se practicaba porque simplemente se creía así, “porque Dios manda” y seguramente no se sabía nada de sus importantes beneficios ni de su importancia para la salud.  Y en efecto ¿puede la circuncisión frenar contraer enfermedades de transmisión sexual?

 La circuncisión reduce de forma significativa el riesgo de los hombres de padecer VIH, herpes genital y virus del papiloma humano, tres enfermedades de transmisión sexual que no tienen cura. Ese es el resultado de una investigación del National Institute of Allergy and Infectious Disease (NIAID) y la Johns Hopkins University (EEUU), el Rakai Health Science Program y la Makerere University (Uganda) que aparece publicado en la revista "New England Journal of Medicine".

Estudios previos ya habían demostrado que la práctica de la circuncisión disminuye en más del 50% el riesgo del hombre de contraer el virus del sida en las relaciones sexuales. Ahora, el equipo investigador ha descubierto que también tiene beneficios contra dos de las enfermedades de transmisión sexual más comunes en el mundo: el herpes genital y el virus del papiloma humano, que pueden causar verrugas y úlceras genitales, tumores anal, de cuello de útero -el segundo que más muertes causa entre las mujeres- y de pene y aumentar el riesgo de contraer VIH.

 

Los científicos llegaron a esa conclusión tras llevar a cabo dos estudios clínicos con 3.393 hombres sanos de edades comprendidas entre los 15 y los 49 años. De ellos, 1.684 fueron circuncidados bajo supervisión médica al comienzo del estudio y el resto 24 meses después. La circuncisión redujo el riesgo de contraer herpes genital casi un 25% y el de infección por virus del papiloma humano un 35%."Esta investigación confirma los importantes beneficios que la circuncisión tiene sobre la salud, incluyendo la menor transmisión de VIH, herpes genital, virus del papiloma humano y úlceras genitales", explica uno de los autores del estudio, Thomas C. Quinn.

 El prepucio puede facilitar la llegada del virus a las células de la piel del pene

Los investigadores desconocen por qué la circuncisión reduce el riesgo de contraer ambas enfermedades y sin embargo no ofrece ningún tipo de protección contra la sífilis.El equipo sospecha que tanto el herpes como el virus se multiplican en las células epiteliales de la piel del pene y que el prepucio puede facilitar la llegada del virus a esas células, algo que la circuncisión dificultaría.

 Los científicos consideran que la práctica de la circuncisión en áreas donde la prevalencia de las enfermedades sexuales es muy alta, como en África, sería de gran utilidad.Ahora bien, pese a destacar los beneficios de la práctica médica, recuerdan que su eficacia no es total y que el sexo seguro es necesario para protegerse contra las enfermedades venéreas. A partir de sus resultados, los investigadores estudiarán cómo la circuncisión puede reducir o frenar la transmisión de las enfermedades a las mujeres.

Vía Link