martes, 16 de junio de 2009

Las mujeres son como muebles

Las mujeres son ¡como muebles!
El líder libio es ya muy conocido por sus discursos largos o charlas infinitas que sólo los libios pueden entender, un tutti frutti de ideas personales, de pensamientos fruto de su experiencia en la vida o en el poder, visiones políticas o culturales aparte de sus opiniones y puntos de vista que él siempre expresa pese a toda polémica que puede suscitar entre otras partes. Las palabras de Ghadafi o su filosofía a veces -fuera de lo común- toca temas muy sensibles, y si sus discursos son importantes o no, de eso no cabe aquí decir nada. Sin tampoco hablar de otra cosa, de sus manías un poco a su propio estilo no como jefe de Estado sino como un héroe mediático o superstar.

Las mujeres son consideradas "como muebles" en el mundo árabe y musulmán, según el líder libio Muammar Kadhafi, quien llamó a una revolución cultural femenina durante un encuentro en Roma con unas mil mujeres italianas.Seguir leyendo el arículo

El líder libio, que cumple su primera visita oficial a Italia para cerrar definitivamente con el difícil pasado colonial, abordó el tema de la condición de la mujer "a su manera" en el Auditorio Parque de la Música de la capital.

"En el mundo árabe e islámico la situación de la mujer es horrenda e induce a la revolución", dijo Kadhafi. "La mujer es como un mueble que se puede cambiar cuando uno quiere y nadie va a preguntar por qué lo ha hecho", afirmó Kadhafi en un discurso pronunciado ante mujeres representantes de la cultura, la política y la economía italianas.

"El mundo necesita una revolución femenina basada en una revolución cultural", agregó el controvertido dirigente libio, quien durante su visita de cuatro días a Italia criticó a Estados Unidos y condenó el terrorismo.

"Yo estoy con la mujer en todo el mundo y creo que se necesita una revolución. No debemos oprimirla sino que debe tener los mismos derechos del hombre", agregó Kadhafi, quien viajaba acompañado por sus inseparables amazonas o guardias personales, todas mujeres.

Kadhafi elogió a las "grandes mujeres de la historia de Italia" y mencionó a Matilde Serao, escritora de finales del siglo XIX e inicios del XX, que "nos dejó unos cuarenta libros, leánlos si no lo han hecho", dijo. El dirigente libio citó también a la célebre actriz Claudia Cardinale.

La ministra italiana para la Igualdad de Oportunidades, Mara Carfagna, solicitó al líder libio que se comprometa a favor de la mujer africana, de manera que le sean reconocidos sus derechos.

"Presenté un proyecto a la Unión Africana para que la familia en África sea respetada y para que el matrimonio esté basado en un contrato, que establezca el divorcio por consenso y documentado", explicó Kadhafi, que desde febrero preside la UA por un año.