sábado, 28 de mayo de 2011

Escribir no es un delito.Libertad inmediata para Rachid Nini

Escribir no es un delito.La prensa libre en Marruecos vive momentos difíciles...Desde este modesto Blog, uniendo mi voz a la de miles dentro y fuera del país, pido “Libertad inmediata para Rachid Nini.

Normalmente uno suele olvidar de prisa las cosas terribles que le pueden pasar para evitar sufrimiento y dolor, partiendo de esta simple filosofía he intentado olvidar ese día devastador y triste del mes de abril pero en vano, el choque del jueves 28 del pasado mes era un golpe duro para todos nosotros en esta parte del mundo: cayeron el mismo día dos terribles y malas noticias, el atentado sangriento de Argana en la Plaza Xemaa El-Fna en el corazón de Marrakech y la detención del periodista y director del diario más leído de Marruecos Almassae en Casablanca.

El periodista marroquí Rachid Nini, que se enfrenta a un juicio por criticar las leyes antiterroristas de Marruecos debe ser liberado "inmediata e incondicionalmente si se le acusa sólo por los artículos que ha escrito", según dice una nota difundida por Amnistía Internacional.

La detención del director de Al Masae va “totalmente en contra de las promesas formuladas por el rey Mohamed VI en su discurso del 9 de marzo”. La detención viene en momentos históricos cruciales que está viviendo la totalidad de los países árabes y, precisamente, esto es lo que nos preocupa más, el escandaloso ataque a la prensa libre en Marruecos viene en este preciso tiempo. ¿Qué significado le podemos dar o qué objetivo tiene el juicio de Rachid Nini? Simplemente podemos decir para desviar la atención de la opinión pública, preocupada por las olas que sacuden el mundo árabe, o quizás los que están detrás de su arresto quieren “intimidar a los hombres y mujeres que ejercen la profesión del periodismo en condiciones difíciles y sin garantías”.


No es un secreto decir que si en Marruecos tenemos cierta libertad de expresión y prensa libre, sin embargo el camino a recorrer es todavía largo y duro para decir que vamos a tener garantías de expresarse libremente y no estar perseguidos por un punto o coma. Una mínima dosis de crítica u opinión libre sobre ciertos asuntos o temas sensibles puede ser fatal. A la hora de escribir y redactar las crónicas de opinión no hay otro remedio que de practicar la autocensura hasta los límites para evitar lo peor que le puede pasar a uno es decir, encontrarse detrás de las rejas.

En Marruecos, servicios especiales se encargan de rastrear todo y todo, todas las publicaciones tienen que pasar bajo la lupa del Gran Hermano(Big Brother). Hay líneas rojas o no hay, eso no lo puedo yo precisar. Sí hay tabous y hay un código deontológico que hay que respetar, los periodistas marroquíes piden garantías para practicar mejor su profesión en condiciones normales de pleno derecho como lo requieren los códigos de ética periodísticos, que aquí recordemos algunos principios esenciales:

  1. Informar de manera veraz, exacta, amplia y oportuna.

2. Investigar e interpretar y opinar desde el interés público (del pueblo, de la sociedad civil, de los ciudadanos, del bien común de la sociedad).

3. Difundir, exigir y defender de manera proactiva los derechos y deberes personales y colectivos.

4. Fiscalizar con independencia a los poderes del Estado, del mercado y de la sociedad civil.

Es lógico interrogarse tras la detención y juicio sorprendentes de Rachid Nini, ¿hacia dónde se dirige Marruecos, país donde El Rey prometió el 9 de marzo grandes cambios y reformas?. No es posible que no se aplique el Código de Prensa en vez de lo penal. No es posible que no haya garantías de pensar, escribir y publicar. Sobretodo en momentos como estos revueltas, revoluciones y cambios.

El periodista marroquí, En sus artículos, ha pedido que se investiguen las acusaciones de tortura de sospechosos de terrorismo por las fuerzas de seguridad marroquíes además de condenar las violaciones de los derechos humanos en el centro de detención de Temara, al sur de Rabat. Nini, que se enfrenta a un juicio por criticar las leyes antiterroristas de Marruecos debe ser liberado "inmediata e incondicionalmente si se le acusa sólo por los artículos que ha escrito", según Amnistía Internacional. Según un comunicado distribuido por AI, el arresto de Nini "es un grave ataque a la libertad de expresión". Asimismo, ha calificado de "ridículo" dictar "cargos penales contra alguien que simplemente ejerce su derecho a la expresión pacífica".

"Es un error detener a un periodista por hacer su trabajo y cuestionar las políticas antiterroristas de Marruecos y exponer los abusos de las fuerzas de seguridad", ha añadido la nota, en la que se valora la posible inclusión de Nini en la lista de presos de conciencia de Amnistía Internacional.